Legales
21.04.2016 06:23

Los cinco pasos de "La ruta del dinero K", según Leonardo Fariña

Los cinco pasos de "La ruta del dinero K", según Leonardo Fariña

Leonardo Fariña, el arrepentido "valijero" de Lázaro Báez, actual imputado protegido en la causa por lavado de activos que investiga al detenido empresario de Austral Construcciones, explicó en la declaración ante la Justicia cómo era el sistema de sobreprecios en la obra pública que derivó, de acuerdo a sus dichos, en "la caja primordial de lo que sería el gobierno que inició Néstor Kirchner ".

Fariña expresó que "en esta causa no se puede investigar de manera aislada el lavado de activos", y se refirió a la operatoria como "un plan sistémico" para vaciar las arcas públicas que constó de cinco pasos: sobreprecio en la obra pública, adelanto financiero de obra, facturación apócrifa, cohecho y lavado de activos.

1. Sobreprecio en la obra pública
"Ya expliqué en mi primer declaración cómo llegué a Lázaro Báez. En la auditoría que realicé para Austral Construcciones se ve una clara incongruencia entre el giro comercial de la empresa y las imputaciones de algunos costos. Por ejemplo, el señor Lázaro Báez, propietario de Austral Construcciones, era a su vez dueño de las empresas de combustible a las cuales se refacturaban. Sin embargo, me quedó a la vista, sospechoso pero más que evidente, que el costo de adquisición facturado de un litro de combustible de su propia empresa a su otra empresa propia era muy superior al costo de venta del litro de combustible de una estación de servicio al público. Como estos casos hay varios más, siempre vinculados a lo que hace a la escala de costos de la empresa", explica.

Según su testimonio, Báez adquirió varias empresas para poder obtener la capacidad técnica y financiera que exigía la ley de obra pública.

"Cuando asume el Sr. Néstor Kirchner como Presidente de la Nación, traslada su equipo de Planificación de la Provincia de Santa Cruz a Planificación de la Nación. Ordena después la asignación de un presidente de la Cámara de la Construcción que se llama Carlos Wagner. ¿Por qué digo ordena? Porque por estatuto era imposible que esa persona presida la Cámara ya que él tenía una PyME. Sin embargo, el estatuto se modificó y tomó la Presidencia. En conjunto con el Ministerio de Planificación y La Cámara se digitaban las empresas adjudicatarias de la obra pública. Hay que sumarle a este circuito el rol de la SIGEN, que es la encargada de controlar la gestión de la asignación de la obra pública.

2. Adelanto financiero o de obra
"Otro dato importante es que en esa época se cambió en la Ley de Obra Pública el acopio de materiales por el adelanto financiero que oscilaba entre el 10 y el 210% del valor total de la obra asignada. A su vez, regulaba lo que se llama certificado CISE, que es el Certificado de Ajuste de Obra por Inflación, que nunca podía superar el índice que arrojaba la Cámara de la Construcción. Ya a su vez estipula que los adelantos de obra deben ser imputados a la obra ajustada. En Austral Construcciones estos preceptos no se aplicaban y el adelanto de obra o adelanto financiero era el retorno que se debía pagar por la adjudicación de las obras".

También explicó la estructura societaria de las empresas de Báez: Austral Construcciones (la nave insignia) compró Kank y Costilla y la sucesión de Adelmo Biancalani e hijos.

"Otro dato importante que hay que destacar, es que hay empresas que no figuran en el dominio registral de Báez, pero, sin embargo, es él quien las controla directa o indirectamente. Este es el caso de Gotti Hermanos S.A., que no pudo ser incluida en el fideicomiso estructurado a partir del año dos mil diez por dicho motivo. En el tiempo que estuve en Austral, que fue de marzo de 2010 hasta abril de 2011, me constan los estrechos contactos entre el Sr. Báez y el Sr. Kirchner como, a su vez, posteriormente a su muerte con la Dra. Cristina Fernández", dijo Fariña ante la Justicia.

3. Facturación apócrifa
La facturación apócrifa dentro de las empresas de Lázaro Báez tiene varios circuitos.  Según su ubicación, en Santa Cruz, Capital Federal o Chaco, cada empresa facturaba o sobrefacturaba servicios para cubrir los balances financieros y justificar el rédito en efectivo que generaba el sobreprecio en la obra pública.

El "valijero" remarcó, "de manera global", que "para que todo este proceso que consta de un ilícito, hasta donde yo podría corroborar por cuestiones presenciales, participaba una parte del Poder Ejecutivo designando a una parte del Ministerio de Planificación. A su vez, designando a un órgano de contralor al Ministerio que era la SIGEN, cuya titular era la esposa del Ministro de Planificación, lo que es, al menos, poco ético desde el punto de vista profesional. Utilizando como tecno estructura organismos individualizados de contralor como la AFIP, en el caso de las facturas apócrifas, o como la reivindicación de planes caídos, o como de la UIF o BCRA o bancos locales en la aceptación o extracción de depósitos en gran volumen, cosa que debió haber sido controlada o impedida".

4. Cohecho
Durante toda la declaración, Leonardo Fariña hace referencia, como se indicó anteriormente, a las relaciones y contactos entre funcionarios públicos -desde el ex presidente Néstor Kirchner- hasta el rol de los titulares de la SIGEN, el Ministerio de Planificación, la AFIP y el Banco Central.

"Quiero decir que, para que haya un circuito de sobreprecios, dichos elementos deben estar contemplados en partidas presupuestarias. Si no peco de ignorante, el presupuesto es firmado por el Poder Ejecutivo, enviado al Congreso, sancionado, promulgado y publicado, por lo cual carecería de sentido decir que el sobreprecio en una obra pública es mérito o acción de un privado", argumenta.

5. Lavado de activos
El último paso de la operación para "vaciar las arcas públicas" tiene que ver con la legalización del dinero obtenido luego del sobreprecio a las obras públicas y el reparto del dinero entre sus intermediarios.

En este punto nombra a la financiera SGI, conocida como "La Rosadita" hasta operaciones internacionales. La compra de SGI tenía como uno de sus objetivos "hacer contado con liquidación y transferir fondos al exterior por medio de compra de títulos. Otro motivo de la compra de SGI fue la posibilidad de hacer descuento por cheque propio, técnicamente a costo cero. Austral emitía para esto un cheque, lo tomaba luego SGI, esta lo descuenta y le entrega circulante líquido a Austral con un cheque respaldado por su propia empresa. En realidad es lo mismo, es un círculo. Otra alternativa era hacer una cadena de back to back. ¿En qué consiste esto? Vanquish tenía una cuenta en Panamá, si esta se capitalizaba, Vanquish hacía un back to back con SGI y SGI le hacía un mutuo dándole apariencia lícita a una operación simulada. ¿Cómo se tenía que hacer la operación de compra? A Federico Elaskar se le entregó en efectivo los 3.550.000 euros en billetes de quinientos, en su departamento de Madero Center".

Advirtió también sobre la creación de cuentas en el exterior para ingresar en High Yeld Pleasure Programs (HYPP) o Planes de Alto Rendimiento, con una emisión de 100 millones de dólares "que traen muchas ganancias".

Estos son algunos de los fragmentos de la declaración de Fariña que revelan supuestamente la manera de actuar del empresario santacruceño quien habría actuado en conjunto con el ex presidente Néstor Kirchner y otros funcionarios públicos, para vaciar las arcas del Estado. La investigación continúa en manos de la  Justica a cargo del juez federal Sebastián Casanello, mientras Báez continúa detenido y Fariña goza de libertad al entrar en un programa de protección a imputados.

 

Notas más leídas
Comentar esta nota

Recomendar | Registrarse | RSS | Publicidad

Copyright © 2015 Emprendimientos Corporativos S.A.
Buenos Aires, Argentina. Todos los derechos reservados.